MASAJE METAMÓRFICO

¿Qué es?

El Masaje metamórfico, es una terapia que se aplica con un masaje suave en los pies, manos y cabeza.

Esta técnica nos conecta, a nivel de consciencia, con los nueve meses vividos en el seno materno y los tres previos a la concepción.

En la técnica metamórfica, partimos de la base de que las enfermedades vienen dadas por un bloqueo energético, y que cuando el flujo de energía recupera la normalidad, la dolencia desaparece.

Con el masaje, se libera y alivia la tensión mental y emocional, lo que induce la relajación física. Se recupera la fuerza vital, los bloqueos suelen ser eliminados, y se produce la auto-curación. El efecto es placentero, relajante y produce una sensación de bienestar, fluidez y plenitud.

 

 

 

 

¿Para quién está indicado?

Está indicada para hombres y mujeres de todas las edades, incluidos niños y bebés, muy beneficioso durante el embarazo ya que también lo recibe el bebé, en casos de estrés, depresión, ansiedad, etc… Los niños son muy sensibles a esta terapia, siendo sus efectos mucho más evidentes.

¿Para qué sirve?

El Masaje Metamórfico nos ayuda en casos de :

  • En mujeres embarazadas – ayudará en la relación especial madre-hijo/a y a un mejor desarrollo del embarazo y el parto
  • En casos de embarazos y partos traumáticos
  • En niños con Síndrome de Down, Autismo
  • En niños con discapacidades físicas y/o mentales
  • En niños con dificultades de aprendizaje, problemas de comportamiento, hiperactividad.